Saltar apartados

Apertura del Curso Académico 2009-2010

Alicante, 25 de septiembre de 2009

Quiero agradecerles a todos Vds. su presencia en este acto: miembros de la Comunidad Universitaria, autoridades y representantes de las diferentes instituciones que habéis querido compartir con nosotros el inicio de este nuevo curso.

En primer lugar, quiero felicitar al Catedrático de Historia Antigua, Arcadio del Castillo Álvarez, por la interesante lección inaugural que nos acaba de ofrecer acerca de la Familia Romana. Creo, Arcadio, que has conseguido despertar la curiosidad de todos los presentes hacia un tema del que eres estudioso y experto. Gracias por compartir tus conocimientos con nosotros.

Quisiera ahora dirigirme a todas y todos los que habéis accedido a la jubilación y que os encontráis presentes en este acto. Os agradezco, personalmente y en nombre de toda la comunidad universitaria, la dedicación que, durante toda vuestra vida profesional, habéis tenido hacia la Universidad de Alicante. Esta seguirá siendo siempre vuestra casa y, aunque ya no podremos contar con vuestro trabajo, sé que desde ahora, de manera desinteresada, vais a ser los mejores defensores de nuestra institución en todos los rincones de nuestra sociedad.

Del mismo modo, hemos reconocido en este acto la dedicación y esfuerzo hacia la universidad de todos aquellos que acabáis de cumplir 25 años de servicio. El prestigio de la Universidad de Alicante se ha sustentado de manera decisiva en vuestra dedicación. Os necesitamos y os pido que prosigáis con vuestro esfuerzo para que nuestra universidad siga hacia adelante.

Pero, si me lo permiten, querría testimoniar especialmente la gratitud que debemos a los compañeros de la Comunidad Universitaria que han fallecido durante el pasado curso académico: nuestro alumno Eric Gil Pérez; Matilde Jover Soriano, perteneciente al Personal de Administración y Servicios, y nuestros queridos profesores Jesús Esteban Caracuel Martín, Juan Gallardo Aragoneses, Mikel de Epalza Ferrer y MªJesús Rubiera Mato.

También debo manifestar nuestro especial recuerdo para D. Joaquín Doménech Botella, miembro del Consejo Social de nuestra Universidad durante muchos años.

Asimismo, en este acto hemos concedido la Distinción Honorífica, a título póstumo, a D. Armando Urquiola Ferrer, profesor de la Universidad cubana de Pinar del Río, institución con la que mantenemos estrechos lazos y cuyo rector nos acompaña hoy en este acto.

No podemos evitar el dolor que sentís los familiares y allegados de estos compañeros que estáis aquí presentes, pero quiero que sepáis que nos encontramos a vuestro lado. La Universidad de Alicante siempre recordará la huella dejada por cada uno de ellos.

También quiero expresar un especial recuerdo para dos personas que también han fallecido este año y que, a pesar de no formar parte de nuestra comunidad universitaria, han dejado una profunda marca en todos nosotros, por su estrecho vínculo y por su continuado apoyo a nuestra institución. Hoy sentimos de forma especial la ausencia del Conseller D. José Ramón García Antón y del escritor D. Mario Benedetti. Muchos han sido los momentos compartidos con ellos, los proyectos realizados gracias a su empuje y a su convencimiento en el potencial de la Universidad de Alicante.

Mario Benedetti, ha sido un autor estrechamente ligado durante muchos años a nuestra universidad, vínculo que se hizo particularmente intenso a partir de 1997 cuando fue investido en este mismo Paraninfo como Doctor Honoris-Causa y que se consolidó con su participación en la creación de la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

D. José Ramón García Antón, fue profesor durante muchos cursos académicos de nuestra universidad y, en el ejercicio de las importantes responsabilidades que asumió durante muchos años, siempre estuvo al lado y prestó su total colaboración a nuestra institución. Para reconocer el importante apoyo que nos prestó les adelanto que, el próximo martes someteré a la consideración del Consejo de Gobierno la concesión, a título póstumo, de la Medalla de Oro de la Universidad de Alicante.

Aunque la Secretaria General ya ha expuesto un balance pormenorizado de las actividades llevadas a cabo durante el pasado curso académico, quisiera incidir en algunos de los puntos de mayor relevancia.

De acuerdo con lo establecido en el Estatuto de nuestra Universidad, durante el pasado curso académico se ha renovado la representación de los estudiantes en los diferentes órganos colegiados. Dicha renovación se inició con la celebración de las elecciones de representación de los alumnos en el Claustro el pasado 31 de marzo, y continuó el 13 de mayo, con la renovación de la representación estudiantil en el Consejo de Gobierno y en las diferentes comisiones. Quiero felicitar a todos los estudiantes que han sido elegidos y animarles a que trabajen con intensidad en los diferentes órganos de la Universidad de los que forman parte, para, así, contribuir a la mejora de nuestra institución.

Como Vds. saben, la Universidad de Alicante, al igual que el resto de universidades españolas, se encuentra inmersa en el proceso de adaptación de toda nuestra oferta de títulos al Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), tal como éste ha quedado regulado en el Real Decreto 1393/2007, que establece la Ordenación de las Enseñanzas Universitarias Oficiales.

Una de las consecuencias de este proceso ha sido el cambio de adscripción, a petición conjunta de la Facultad de Ciencias y de la Escuela Politécnica Superior, de las actuales titulaciones de Ingeniería Química e Ingeniería Geológica, titulaciones que, a partir del curso académico que ahora iniciamos, van a ser gestionadas por la Escuela Politécnica Superior, una vez que el Decreto de cambio de adscripción ha sido publicado en el DOCV el pasado 4 de agosto.

El proceso de reestructuración de la oferta de títulos en nuestra universidad se inició el 30 de junio de 2008, cuando el Consejo de Gobierno aprobó la normativa para la implantación de los nuevos Títulos de Grado. A partir del mes de julio del año pasado los Centros de nuestra universidad empezaron a realizar propuestas de Títulos de Grado que fueron sometidas a la consideración del conjunto de la Comunidad Universitaria. Una vez concluido este trámite, se constituyeron las Comisiones de Grado que tenían como cometido la elaboración de las memorias de los respectivos planes de estudio. En estos momentos, todas las Comisiones de Grado han hecho entrega de los respectivos proyectos de planes de estudio, habiendo sido ya aprobados por el Consejo de Gobierno 16 de ellos, los presentados por las Facultades de Derecho y Ciencias Económicas y Empresariales y por la Escuela Politécnica Superior. Además, 10 memorias han terminado su fase de exposición pública, estando pendientes de su consideración por el Consejo de Gobierno, otras 9, en breve, serán sometidas a exposición pública y, ya se está concluyendo el proceso de elaboración y estudio de otras dos memorias.

En esta primera fase de adaptación al EEES las universidades estamos concentrando nuestros esfuerzos en realizar la transformación de nuestros actuales títulos de Diplomado, Licenciado, Ingeniero, Ingeniero Técnico, Arquitecto y Arquitecto Técnico en nuevos Títulos de Grado, para que, así, en el curso académico 2010-2011 no quede interrumpida nuestra actual oferta de títulos de primer nivel. Una vez iniciada la puesta en marcha de este conjunto inicial de Títulos de Grado será el momento de plantear, en su caso, una ampliación de la oferta, así como la elaboración de Títulos de Master diseñados específicamente para que los futuros graduados puedan proseguir estudios más especializados.

Teniendo en cuenta la información resumida que sobre el estado actual de las memorias de Títulos de Grado les he facilitado, podemos afirmar que el próximo mes de octubre habrá concluido todo el proceso interno de elaboración de los proyectos de planes de estudio. Por tanto, a finales del mes de octubre, las 37 propuestas de Títulos de Grado a las que me he referido anteriormente, estarán todas ellas sometidas tanto al trámite de verificación que le corresponde desarrollar a la ANECA, como al proceso de autorización de los mismos, que es competencia de la Generalitat Valenciana.

En el curso académico que hoy inauguramos contamos con un total de 47 títulos de primer nivel, entre títulos de Diplomado, Licenciado, Ingeniero, Ingeniero Técnico, Arquitecto y Arquitecto Técnico, oferta que quedará renovada el próximo curso académico 2010-2011 en el que se pondrán en marcha un total de 37 Títulos de Grado.

Esta disminución del número total de títulos de primer nivel no significa que nuestra Universidad reduzca su oferta formativa ya que, por diferentes motivos, algunos de los títulos actuales van a quedar agrupados en un único Título de Grado y otros títulos se ofertarán más adelante como Masters Universitarios.

La Universidad de Alicante ha trabajado intensamente a lo largo del último curso académico, elaborando todas las memorias correspondientes a los futuros Títulos de Grado. Este proceso ha exigido un gran esfuerzo y una ardua dedicación por parte de de las personas de nuestra Universidad.

Llevar a cabo una restructuración casi completa de nuestra Universidad no es, para nada, una tarea sencilla y, evidentemente, no ha estado exenta de importantes dificultades e incomprensiones. Sin embargo, gracias al esfuerzo de toda la comunidad universitaria, hemos conseguido solventar los problemas inherentes al proceso de renovación, de una manera muy satisfactoria.

Soy consciente de que, en una institución tan variada y plural como es la universidad, algunos miembros de la Comunidad Universitaria continúan teniendo ciertas reservas sobre el alcance de la reforma que estamos acometiendo, pero, es importante destacar que el nivel de consenso alcanzado ha sido, y es, muy elevado y que los resultados han de ser calificados inequívocamente como muy positivos. La comunidad universitaria ha sabido responder al reto y ha obtenido una buena nota pese a la dificultad de la tarea que debíamos abordar.

Quiero en este solemne acto de apertura del nuevo curso académico expresar, en nombre de toda la universidad, el reconocimiento y agradecimiento de la institución a todas las personas que se han implicado en el proceso, especialmente a todo el equipo del vicerrectorado de Planificación de Estudios que ha realizado un trabajo magnífico, así como a todos los equipos de cada uno de los centros de nuestra universidad.

Gracias por vuestro esfuerzo y dedicación.

El curso académico que iniciamos nos trae también otras importantes novedades que atañen al estado actual de la Ampliación de nuestro Campus.

Por un lado, las obras de construcción del edificio de la Facultad de Educación en los terrenos dotacionales del Plan Parcial Azorín avanzan a buen ritmo, por lo que en 2011 podremos disponer de este nuevo edificio que contribuirá a aliviar los problemas de espacio de nuestra universidad. La Universidad de Alicante no puede más que estar agradecida al Ayuntamiento de Sant Vicent del Raspeig por la generosidad con que siempre ha tratado urbanísticamente a nuestra universidad.

Por otra parte, quiero anunciarles que, en estos momentos, está terminándose de equipar el Edificio de los Servicios Técnicos de Investigación, que estará disponible para su uso dentro de dos meses. Quiero aprovechar la ocasión para invitarles a la inauguración de este Edificio que está prevista para finales del mes de noviembre y de la que les informaremos puntualmente. La inauguración de este edificio tiene un especial significado para nuestra Universidad, porque se trata de la puesta en funcionamiento del primer edificio de nuestro Parque Científico.

Pero la ampliación más ambiciosa de nuestra universidad está ejecutándose, de manera contigua a nuestro actual campus, en el término municipal de Alicante, al otro lado de la autopista A-77. Esta ampliación, que se tendrá que llevar a cabo en fases sucesivas, está llamada a resolver definitivamente los problemas de espacio de la universidad a medio y largo plazo, de forma que la ciudad de Alicante pueda tener la garantía de que su universidad tiene asegurado su desarrollo durante las próximas décadas, hasta el umbral de la primera mitad de este siglo.

Esta ampliación está siendo posible gracias a los acuerdos que, en febrero de 2008, se firmaron entre la Universidad de Alicante, el Ayuntamiento de Alicante y la Conselleria de Medi Ambient, Aigua, Urbanisme i Habitatge, que entonces dirigía nuestro querido Conseller D. José Ramón García Antón y cuyo desarrollo se contemplaba en dos fases.

La primera fase de estos acuerdos se puso en marcha en marzo de 2008, mediante la exposición pública del “Plan Especial de Reserva de Suelo Dotacional Público de la Universidad de Alicante” que abarca una superficie de unos 130.000 m2 destinados al Parque Científico de la Universidad.

Esta primera fase ha dado ya sus primeros frutos, de manera que, además de los edificios de petrología, invernadero y animalario, en estos momentos está en funcionamiento la planta fotovoltaica y ha sido ya entregado el edificio que va a albergar los Servicios Técnicos de Investigación, así como el edificio de Institutos y la Nave de Talleres Mecánicos y de apoyo al Parque Científico.

Fue en la primavera de 2006 cuando, con la presencia del President de la Generalitat, hicimos la presentación del proyecto de Parque Científico de la Universidad de Alicante. Desde ese momento empezamos a contar con el respaldo de las diferentes instituciones de nuestra sociedad, entre ellas, especialmente, la del Ayuntamiento de Alicante, al que quiero agradecer la concesión de la licencia para la construcción del Edificio de Servicios Técnicos de Investigación, cuya inauguración, como les acabo de decir, llevaremos a cabo en este otoño.

En estos momentos, el planeamiento urbanístico de la segunda fase de la ampliación, que abarca unos 900.000 m2, está llevándose a cabo, una vez que en el mes de enero de este año fue adjudicado por el Instituto Valenciano de la Vivienda (IVVSA) el contrato de asistencia técnica para la “Redacción de los Documentos de Planeamiento”.

Igualmente, al término del pasado mes de mayo tuvo lugar la adjudicación provisional del concurso para la “Redacción del Proyecto de Urbanización y Levantamiento Topográfico del Sector Ampliación del Campus de la Universidad y Parque Científico de Alicante”. Como les he indicado, todas estas actuaciones están siendo acometidas coordinadamente con el IVVSA, por lo que quiero expresar públicamente el agradecimiento a la Conselleria de Medi Ambient, Aigua, Urbanisme i Habitatge.

Como posiblemente Vds. habrán comprobado, en estos momentos también se está ejecutando el paso peatonal por debajo de la autopista A-77 que va a permitir la conexión entre nuestro actual campus y la zona de ampliación. La construcción de este importante paso de comunicación va a establecer una comunicación directa -tanto peatonal, como de bicicletas - entre la zona de ampliación y nuestro actual campus, manteniendo su unidad.

Asimismo, las obras de la línea 2 del Tranvía y la estación de la Universidad de Alicante prosiguen su ritmo de ejecución, de manera que, una vez que entre en servicio, la comunicación entre la Universidad y la ciudad de Alicante experimentará una importante mejora, contribuyendo a configurar una red pública de movilidad sostenible por la que nuestra universidad siempre ha querido apostar. Estas actuaciones están siendo realizadas por la Conselleria d’Infraestructures i Transport.

Está comúnmente establecido en el análisis económico que tanto la formación universitaria como la generación de nuevo conocimiento no sólo benefician privadamente a quienes la reciben y a quienes crean dicho conocimiento, sino que, además, benefician al conjunto de la sociedad. Como consecuencia de este hecho o, en palabras más técnicas, debido a los efectos externos positivos que la actividad universitaria genera, se justifica que la sociedad apueste por la universidad.

Y, precisamente, los beneficios sociales que genera la actividad universitaria son los que dan lugar a que las universidades debamos mostrar públicamente que somos instituciones socialmente responsables. La sociedad ha de exigirnos el perfecto cumplimiento de nuestra tarea. Puedo decirles que las universidades públicas valencianas -y, por supuesto, la Universidad de Alicante- estamos absolutamente comprometidas con nuestra responsabilidad social para que la sociedad se pueda beneficiar al máximo de nuestra actividad. Formamos parte de nuestra sociedad y queremos serle lo más útil posible.

No tenemos duda de que las universidades generamos beneficios sociales superiores a los recursos públicos y privados que recibimos. La sociedad nos aporta mucho, pero las universidades -la Universidad de Alicante- retornamos más de lo que recibimos, somos instituciones socialmente rentables.

Así debe ser, y así creemos que es. Pero, en todo caso, las universidades tenemos la obligación de rendir cuentas a nuestra sociedad, para que nuestra sociedad tenga conocimiento preciso y cuantitativo de nuestra contribución. Por este motivo, las universidades públicas valencianas, convencidas de nuestra obligación de rendición de cuentas, encargamos, hace poco más de un año, al Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE) la realización de un estudio sobre el impacto socioeconómico de las universidades, que permitiera disponer de una valoración objetiva de la dimensión económica de nuestras actividades, de los resultados de éstas y de sus efectos sobre nuestro entorno, y que determinara nuestra contribución al desarrollo de la sociedad valenciana y alicantina.

Concluido este estudio recientemente, los cinco rectores de las universidades públicas valencianas tuvimos la oportunidad de presentarlo al President de la Generalitat el pasado 1 de septiembre, en la audiencia que nos concedió en el Palau de la Generalitat y, ayer mismo, presentamos los principales resultados del estudio a los medios de comunicación. Si me lo permiten, a continuación me voy a referir a sus aspectos más relevantes.

El estudio elaborado por el IVIE ha buscado ofrecer respuestas cuantitativas a cinco grupos de preguntas:

• ¿Cuál es la capacidad del sistema universitario público valenciano de producir titulados y cuál es su empleabilidad?

• ¿Qué mejora de los salarios les proporciona a los titulados la formación recibida? ¿Qué valor tiene para la sociedad el capital humano de los universitarios?

• ¿Qué impacto económico tiene la actividad cotidiana de las universidades en su entorno?

• ¿Devuelven los titulados mediante mayores pagos de impuestos lo que reciben de la sociedad?

• ¿Cuál es la aportación de las universidades al crecimiento de la renta per cápita y al desarrollo económico de la Comunidad Valenciana?

Sin extenderme demasiado, les daré a conocer las respuestas más importantes:

1) Las universidades públicas valencianas proporcionamos cada año a la sociedad más de 18.000 nuevos titulados entre diplomados, licenciados e ingenieros, ascendiendo en estos momentos el censo de todos ellos a 587.000 titulados, cifra que se ha multiplicado por 2,8 en menos de dos décadas.

2) El capital humano generado por nuestras universidades cada año representa un importante aumento en la rentas salariales de los titulados, cuyo valor a lo largo de la vida activa se estima que asciende a más de 8.000 millones de €.

3) El sistema universitario público valenciano aumenta la tasa de actividad de la Comunidad Valenciana en 1,34 puntos porcentuales.

4) Nuestras universidades contribuyen a generar empleo y a reducir la tasa de paro. Sin la labor de formación de titulados, la ocupación de la Comunidad Valenciana sería inferior en 56.000 personas y la tasa de paro superior en 0,35 puntos porcentuales.

5) El sistema universitario público valenciano ha generado por sus actividades de I+D+i gran parte del capital tecnológico de la Comunidad Valenciana (el 42% del total), cuyo valor acumulado se estima en 1.748, 5 millones de €.

6) El incremento de la recaudación fiscal, por IRPF e IVA, atribuible a los mayores impuestos pagados por los titulados universitarios asciende a 967 millones de € anuales, cantidad que representa un 9% del total recaudado por estos impuestos. La comparación entre los mayores impuestos y las menores prestaciones por desempleo de los titulados universitarios con la financiación pública de los presupuestos universitarios indica que, por cada euro que la administración invierte en las universidades, sus titulados devuelven en forma de mayor recaudación fiscal 1,35 €.

7) Finalmente, y como resumen de todos los resultados que les acabo de señalar, el informe determina que, a lo largo de la última década las universidades públicas valencianas hemos aportado 0,95 puntos porcentuales al año al crecimiento económico de la Comunidad Valenciana, es decir, un 30% del crecimiento económico experimentado por nuestra sociedad. O bien, en otros términos, la renta per cápita sería un 21% inferior a la actual sin la contribución realizada por las universidades.

Los resultados que les acabo de resumir ponen de manifiesto, sin ningún tipo de duda, que las universidades contribuimos al crecimiento y a la modernización de nuestra sociedad. Además, el estudio realizado por el IVIE destaca que los efectos sobre el crecimiento y la modernización de su entorno por parte de cada una de las universidades valencianas son muy semejantes, sin que se encuentren rasgos diferenciadores entre ellas.

Hay otra dimensión cualitativa, no contemplada en el estudio anterior, mediante la que las universidades también contribuimos positivamente a nuestro entorno, y tiene que ver con nuestra presencia internacional. Las publicaciones en revistas científicas internacionales de nuestros investigadores, sus participaciones en los congresos internacionales, las estancias del profesorado en otras universidades y centros de investigación, la movilidad internacional de nuestros estudiantes llevan el nombre -el buen nombre de nuestra institución- a la práctica totalidad de los rincones de nuestro planeta, contribuyendo a difundir y a situar en la geografía internacional el nombre de Alicante, nombre que con tanto orgullo lleva nuestra universidad.

La presencia y visibilidad internacional de la Universidad de Alicante constituye una promoción a gran escala de nuestra tierra, de la ciudad de Alicante. Porque, además, la actividad de nuestra universidad tiene un importante reconocimiento internacional. Querría, si me lo permiten, proporcionarles un ejemplo de ello. Los días 21 y 22 de esta misma semana he tenido el honor de participar en la presentación de la Red Iberoamericana de Universidades de Investigación que ha tenido lugar en la Universidad de Sao Paulo, la universidad latinoamericana de mayor calidad y reconocimiento internacional. La Universidad de Sao Paulo ha querido celebrar el 75 aniversario de su fundación promoviendo la creación de esta Red de Universidades integrada inicialmente por 75 universidades iberoamericanas, seleccionadas por su capacidad científica y por sus resultados de investigación. Quiero destacar que la evaluación que han realizado de la calidad de la investigación que se desarrolla en la Universidad de Alicante ha dado lugar a que nuestra institución sea considerada como una de las mejores 75 universidades iberoamericanas, lo que nos ha permitido ser una de las universidades fundadoras de la Red.

Nuestra universidad, contribuye, pues, al crecimiento y a la modernización de nuestra sociedad y es, sin duda, la institución que mayor proyección internacional proporciona a la provincia de Alicante y a la ciudad cuyo nombre nos honramos en difundir por todo el mundo.

No debemos, en ningún caso, caer en la autocomplacencia. Vivimos en un mundo extraordinariamente dinámico, en el que tenemos que seguir mejorando continuamente, para consolidar y reforzar nuestro prestigio internacional. Pero, para continuar avanzando, necesitamos también el reconocimiento y el apoyo de nuestra sociedad, el apoyo de nuestra ciudad.

Apostar por la Universidad de Alicante es apostar por las generaciones futuras. Quisiera apelar a las autoridades aquí presentes, que nos honran acompañándonos en este acto: autoridades, quiero pedirles que, en el ámbito de sus competencias, sean valientes y que nos proporcionen hoy aquello que nuestra universidad va a necesitar en el futuro. El futuro se construye hoy, con las decisiones que hoy tomamos. Si hoy, con nuestras decisiones, contribuimos a que la Universidad de Alicante pueda disponer en el futuro -dentro de varias décadas- de aquello que le permita ser una universidad importante, una universidad grande y prestigiosa, habremos acertado. Habremos contribuido a mejorar nuestra universidad y, con ello, habremos contribuido a hacer mucho más importante nuestra ciudad, a mejorar notablemente el posicionamiento internacional de LA MARCA CIUDAD DE ALICANTE. Apostemos por la Universidad de Alicante. Es una apuesta segura y, además, rentable. Alicante se lo merece.

Me gustaría finalizar mi intervención con una frase de Robert Kennedy, que desvela toda una filosofía de actuación que comparto:

El futuro no es un regalo: es un logro. Cada generación ayuda a hacer su propio futuro. Este es el reto esencial del presente.

Muchas gracias.

Oficina del Rector


Universidad de Alicante
Carretera de San Vicente del Raspeig s/n
03690 San Vicente del Raspeig
Alicante (Spain)

Tel: (+34) 96 590 3866 / 9372

Fax: (+34) 96 590 9464

Para más información: informacio@ua.es, y para temas relacionados con este servidor Web: webmaster@ua.es

Carretera San Vicente del Raspeig s/n - 03690 San Vicente del Raspeig - Alicante - Tel. 96 590 3400 - Fax 96 590 3464