Saltar apartados

Acto de graduación de alumnos y alumnas del Colegio El Valle

Alicante, 20 de mayo de 2016

Déjenme, en primer lugar, que agradezca a los estudiantes y a la dirección del colegio El Valle que me hayan propuesto como padrino de esta promoción de graduadas y graduados de bachiller internacional, que para mí es una satisfacción y un honor que siempre mantendré en mi corazón.

El acto de graduación que celebramos hoy es el broche de oro a una etapa de formación básica y fundamental en la vida. Un emotivo acto que pretende reconocer, visibilizar y premiar el esfuerzo, y la dedicación al aprendizaje y a la formación de unos estudios pre-universitarios.

Unos años que habéis compartido, donde os han enseñado, donde habéis aprendido, donde habéis aprendido a aprender, donde os habéis formado y, sobre todo, donde habéis crecido como estudiantes en el colegio El Valle.

Un colegio con una acreditada trayectoria docente, y formadora de excelentes estudiantes, donde habéis tenido la oportunidad de recibir una enseñanza plurilingüe que educa en la solidaridad, la defensa del pensamiento crítico y la reflexión personal, en la que vosotros habéis sido protagonistas de vuestro aprendizaje. Una formación que os ayudará, sin duda, en los próximos años universitarios, pero fundamentalmente, serán valores imprescindibles en vuestro futuro profesional y laboral que marcará el destino de vuestras vidas.

El colegio os ha ofrecido la posibilidad de grupos y clases reducidas de estudiantes, con más atención, con más protección y seguridad en el estudio. Ahora, ya muy cerca o recién cumplida vuestra mayoría de edad, tenéis la madurez suficiente para salir de vuestra “zona de confort” y emprender un nuevo camino.

Felicidades y enhorabuena por superar vuestros estudios, para muchos supondrá un salto al mundo universitario, la continuidad académica y científica, paso previo a la vida laboral y profesional.

Agradezco las palabras de todos y todas las estudiantes que han intervenido en vuestro nombre aportándonos vuestra visión del esfuerzo y la esperanza ante el futuro que tenéis por delante.

Quisiera aprovechar la ocasión que me brinda este acto para destacar delante de todos vosotros el valor del conocimiento y de la formación universitaria. Os voy a hablar de por qué estudiar, y en la universidad.

Así pues hablemos de universidad…

Algo que nos preocupa al mundo universitario: un tanto por ciento elevado de los estudiantes no sabe qué va a estudiar al terminar la Educación Secundaria Obligatoria y al término del bachillerato.

A falta de tres meses para formalizar la matrícula, más del 50% de los estudiantes españoles que finalmente pasan la universidad no sabe que%u0301 va a estudiar.

Y algo que nos preocupa mucho: que el 20% se matricula en carreras universitarias no deseadas. Como consecuencia, se producen los abandonos académicos, muchos jóvenes abandonan sus estudios porque descubren que la carrera elegida no tiene sentido para ellos.

¿Por qué estudiar una carrera universitaria?

Estudiar una carrera universitaria es una de las decisiones más importantes que podemos tomar en la vida. La responsabilidad que conlleva, junto al inevitable cambio que produce en nuestra vida, hace que sea muy importante tener claro por qué queremos entrar a la universidad. Por ello, es recomendable que sepamos qué vamos a encontrar exactamente una vez entremos en ella, qué puede aportarnos y qué sacrificios requerirá.

Primero, tener el control sobre nuestros estudios de una forma real. Los cursos, las asignaturas, que lleváis a cabo están muy estructurados tocando materias de todos los tipos de conocimiento para despertar el interés en un determinado campo u otro.

En la universidad, podréis estudiar lo que hayáis elegido y deseado, sin tener apenas desviaciones de ese campo central de conocimiento. Estudiar medicina tendrá muy poca carga de historia o de matemáticas, a la par que si nos orientamos en una línea lingüística estaremos estudiando idiomas y todo lo relacionado con el lenguaje. Ya no hay cambios radicales en nuestro día a día estudiantil, sabiendo que, en un principio, el plan de estudios de nuestra carrera está elaborado de tal forma que todas nuestras asignaturas estarán relacionadas entre sí de forma holística para dar como conjunto un campo de conocimiento que nos convertirá en el profesional que queremos ser.

Segundo, aumentar nuestras posibilidades laborales en el futuro. Siempre tendremos mejores oportunidades laborales cuantos más estudios tengamos. No es cuestión de que el gremio que elijamos tenga mayor o menor demanda, tener una carrera universitaria es haber superado unos años de estudio que han requerido sacrificio y constancia, algo muy valorado siempre. Y es que simplemente tendremos un mayor mercado al que acceder, tanto a trabajos relacionados con nuestros estudios como a otros que exijan tener una carrera universitaria.

Es importante marcar en este punto que cuanto más nos esforcemos mejor movilidad tendremos de cara al futuro buscando un trabajo. Si hemos aprendido a movernos en nuestro campo, sabemos lo que nos gusta, si mostramos interés y somos trabajadores podremos acceder a más oportunidades laborales. En definitiva, una vez dentro de la carrera hay que tomárselo en serio para hacer que realmente merezca la pena.

Salario medio 22.700€.

Salario medio titulados universitarios +57,5% (35.780€).

Salario medio trabajadores sin titulación -25,1% (17.100€).

Conclusión: Duplican el salario mínimo.

Tercero, pasar una de las mejores etapas de nuestra vida. Los años que pasaremos en ella nos darán experiencias irrepetibles. No solo por la mera asistencia a la facultad, el tiempo que conlleva estudiar una carrera hace que vivamos de una forma muy distinta a la del instituto, creando inevitablemente anécdotas que con el tiempo recordaremos con cariño.

Por otra parte, habitualmente, la estudiaremos a una edad donde tendremos esa mezcla entre juventud, sin ser adolescentes y la madurez necesaria sin una carga de responsabilidades.

Esto hará que podamos disfrutarla en su máximo apogeo, conociendo a gente afín a nuestra forma de pensar y a nuestros intereses, de los que muchos acabarán siendo amigos para toda la vida. La experiencia de estar en un lugar exclusivo hasta cierto punto y compartirlo con otras personas como nosotros es de las mejores que podemos sacar de nuestra vida universitaria.

Cuarto, desarrollarnos cultural y emocionalmente. Lograr superar una carrera universitaria es un ejercicio que inevitablemente reestructura nuestra mente. El esfuerzo que requiere, la constancia de estudio, el trabajo diario, harán que nos sintamos contentos con nosotros mismos a pesar de la carga que conlleva. La sensación de estar haciendo las cosas bien por nuestra cuenta y verlo reflejado con el paso del tiempo a medida que superamos cursos y asignaturas es una sensación indescriptible, donde podemos decir claramente que hemos logrado algo muy importante.

Y quinto, como conclusión final: estudiar una carrera universitaria puede ser una de las experiencias más enriquecedoras para nuestra vida. Lejos de plantearnos los motivos por los que merece la pena deberíamos darle un giro y decirnos a nosotros mismos, ¿qué nos lo impide? La decisión queda en nuestras manos, y es mejor arrepentirse de lo que hicimos que preguntarnos qué pudo haber sido durante toda la vida.

Estudiar una carrera universitaria puede ser una de las experiencias más enriquecedoras para tu vida, pero lo importante es que seas tú quien decida. ¿Para qué quieres estudiar? ¿En qué quieres destacar? ¿Vas a ser feliz estudiando eso? Eres tú quien debe encontrar e identificar estas razones que te harán sentirte apasionado y motivado al estudiar la carrera de tu elección. La decisión queda en tus manos.

La formación universitaria supera la mera transmisión y acumulación de la información, ya que aporta un elemento altamente valioso para nuestro desarrollo personal y profesional, nos proporciona una comprensión mucho más compleja y profunda de la realidad. Además, nos hace menos vulnerables, nos aporta seguridad, nos hace menos manipulables y, por consiguiente, dueños de nuestro propio destino.

Si la formación universitaria, por tanto, nos aporta este elemento añadido que nos permite aprehender la complejidad del mundo y consolidar nuestra personalidad, alcanzar el conocimiento aún va más allá, puesto que nos proporciona una serie de habilidades transversales, moldea nuestra actitud hacia un aprendizaje constante y a lo largo de toda la vida, y nos obliga a forjarnos una disciplina de trabajo que nos será útil en cualquier situación de nuestra vida laboral y profesional, con independencia de los estudios que hayamos realizado.

Todo ello, por tanto, requiere que la universidad ofrezca una formación integral y de calidad al alumnado, que sea capaz de motivarlo y despertar en él una inquietud permanente en pos del conocimiento que repercuta, una vez graduado, en una mayor competencia en su trabajo, una motivación permanente por mejorar y continuar formándose, y una disposición para asumir y desarrollar todo tipo de tareas y de responsabilidades. Y al alumnado (a vosotros), huelga decirlo, hay que pediros trabajo y dedicación; que seáis capaces de asumir una cultura del esfuerzo que, en definitiva, os lleve a la excelencia personal y profesional.

En vuestro nuevo periodo universitario, os encontraréis con un nuevo entorno social, emocional, moral y académico, mucho más competitivo, abierto, autónomo e independiente, vosotros os gestionaréis el tiempo, la adquisición del conocimiento y vuestro propio ritmo de aprendizaje, y allí en la universidad, os encontraréis

• Un nuevo modelo de formación, una universidad internacionalizada y global, abierta, actual y ligada a las tecnologías de la información. Una universidad en definitiva del siglo XXI que necesita estudiantes motivados, proactivos y con vocación por el estudio y el saber, estudiantes como vosotros, ciudadanos del mundo.

• Un nuevo entorno, como decía, diferente, donde tendréis la posibilidad de conocer y relacionaros con muchos compañeros y amigos desde el primer día. No olvidéis nunca que los amigos de la Facultad serán vuestros amigos y compañeros toda la vida.

• Un sistema universitario donde nadie os forzará a asistir al 100% de las clases, pero donde cada uno de vosotros podrá estudiar, formarse, investigar y dar tanto de sí como objetivos y retos se plantee en la vida

Estáis ante una de las primeras elecciones de vuestra vida, que vais a estudiar, nadie os ha obligado a escoger una carrera determinada. Es vuestra primera Gran Elección, y la debéis emprender con la máxima ilusión.

Os encontraréis…

Unos campus, como el de Alicante, donde os mezclaréis con estudiantes de otras disciplinas, de otras nacionalidades, de otras formas de pensar. El campus universitario es el epicentro de la universidad, donde tenéis no sólo las aulas y laboratorios (básicos y fundamentales para el estudio), sino también bibliotecas, instalaciones deportivas, talleres, seminarios, jornadas, clubs sociales, cafeterías, etc., espacios modernos y dinámicos diseñados para una convivencia en armonía donde no haya excusas para vuestra formación.

Os recomiendo y animo a no volver a casa justo después de las clases: ¡Vivid el campus, sentid la universidad, disfrutad de estos 4 años que os va a regalar la sociedad! Vuestra familia siempre la tendréis a vuestro lado, pero la universidad pasa volando por vuestra vida. Haced que os deje una huella imborrable.

Venís de un colegio de prestigio, donde vuestros padres o tutores han cubierto su coste, pero si venís a la universidad pública, debéis ser conscientes de que somos todos los españoles los que estamos ayudándoos a que podáis estudiar. Sed siempre conscientes de ello y aprovechad la oportunidad de este regalo.

No tengáis miedo a equivocaros en vuestra elección. En esta vida, el único que nunca se equivoca es el que nunca decide, y este jamás avanza lo suficiente. Elijáis la carrera que elijáis, pensad que la universidad os aportará muchas más cosas de las que en principio podríais imaginar.

Y para terminar, os doy algún consejo de cara al verano:

• No abandonéis el contacto con los amigos del colegio, disfrutad.

• Disfrutad del verano a tope…, ya quisiera yo y muchos de los que estamos aquí, estar ahora en vuestra piel, a punto de entrar en la universidad.

• ¡Y cargad bien las pilas de ilusión para venir a la universidad!

Vosotras y vosotros habéis adquirido ese conocimiento previo a través de la formación en el colegio, estáis preparados para iniciar vuestros estudios universitarios, y quisiera felicitar y agradecer a todo el personal docente y directivo del colegio El Valle por el compromiso y lealtad con la enseñanza al servicio de los estudiantes.

No sentimos orgullosos, me siento orgulloso como padrino, de vosotros, recién graduados y de vuestros éxitos académicos, porque contribuyen a llevar el nombre de vuestro colegio a lo más alto.

A todos y a todas, os deseo un futuro lleno de éxitos personales y profesionales y os pido energía e ilusión para contribuir a un futuro mejor.

Muy pronto la justicia, las leyes, la educación, los hospitales, las empresas y las administraciones públicas, el futuro de nuestra sociedad, en definitiva, estará en vuestras manos. Unas manos y unas mentes que deben estar preparadas, y con las que, sin duda, lograremos devolverle a la sociedad un nuevo concepto de institución pública, un nuevo sentido de justicia, más real, más igualitaria, más justa.

Antes de terminar, quiero reiteraros mi enhorabuena por la graduación e insistir en aquella idea que decía: “somos dueños de nuestro destino y capitanes de nuestra alma”.

Podéis optar por hacer historia y cambiar el rumbo de los acontecimientos o esperar pasivos los resultados del cambio. Os animo a trabajar por la aplicación del conocimiento, por el emprendimiento, por la investigación, porque de ellas, de vosotras y vosotros, depende el futuro.

Muchas gracias a todos y a todas.

Buenas tardes. 

Oficina del Rector


Universidad de Alicante
Carretera de San Vicente del Raspeig s/n
03690 San Vicente del Raspeig
Alicante (Spain)

Tel: (+34) 96 590 3866 / 9372

Fax: (+34) 96 590 9464

Para más información: informacio@ua.es, y para temas relacionados con este servidor Web: webmaster@ua.es

Carretera San Vicente del Raspeig s/n - 03690 San Vicente del Raspeig - Alicante - Tel. 96 590 3400 - Fax 96 590 3464